No se Olvida (III)

(TESTIMONIOS)

Foto: Elios Edmundo Pérez Márquez

Si te Agarran, te Van a Matar

– Si te agarran, te van a matar – me dijo el General Cárdenas.

– Trataré que no me agarren

– ¿Qué fuerza te apoya? – Dijo -. Estás solo. No hay organización. Podrías salir del país; esperar un tiempo fuera

– No general –le dije -, me quedo. No tengo fuerza, pero tengo la razón. Es importante que, quienes nos apoyaron en el Movimiento, sepan que seguimos aquí, luchando.

– Otros fueron al exilio sin desdoro alguno – dijo -.

– Lo sé, general – le dije -. Y los respeto, pero yo me quedo.

– Como quieras – me dijo -. ¿Cuándo puedo aclarar las cosas y decir que no estás en mi casa?

– Cuando usted diga, general.

– ¿Te parece bien el 6 de enero?

– Sí, señor. ¿No es probable un golpe de Estado?

– No.

– Después de lo de Tlatelolco, García Barragán hizo declaraciones como de titular del Ejecutivo. ¿No se animará a tomar el poder?

– No lo creo, pero si ocurriera, tú sabes, y ellos también, que habemos soldados que defenderemos las instituciones.

Me dio un abrazo y me dijo:

– Cuídate.

Tres meses anduve a salto de mata. En abril, una de las casas que me había dado asilo, fue asaltada por la Federal de Seguridad. Quince días después, en mayo de 1969, mi refugio en Reforma 10 fue tomado militarmente, emplazando ametralladoras de tripié en las calles. Pude saltar por la barda posterior de la pequeña casa que ocupaba, pero una parte de ella se derrumbó y la polvareda me delató. Una brownie se apoyó en mi sien, hubo golpes, gritos, un mulato casi me arrancó el brazo al echármelo a la espalda, y Miguel Nassar Haro mostró su satisfacción jalándome las barbas, y dijo:

– Heberto Castillo, ¿verdad?

Elios Edmundo Pérez Márquez (Recopilación)

eliosedmundo@hotmail.com

Otros Artículos de Elios Edmundo Pérez Márquez

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *